Noticias

smart building

¿Qué es un smart building y cómo gestiona la eficiencia energética?

Las constantes innovaciones tecnológicas están cambiando la forma en que hasta ahora se proyectaban y construían los edificios. La tendencia actual y hacia dónde se dirige el futuro en materia de construcción son los smart buildings, también conocidos como edificios inteligentes. Estas construcciones se caracterizan por poseer unas instalaciones y sistemas que permiten una gestión integrada y automatizada de casi todas las funcionalidades de la vivienda (electricidad, iluminación, climatización, etc).

 

Particularidades de un smart building

Un edificio inteligente es aquel que centra sus objetivos en optimizar diferentes aspectos relativos a la vivienda y, para ello, reúne las siguientes características:

  • Tiene sistemas de consumo eficiente para el ahorro de energía y agua.
  • Emplea la domótica para la integración de todos los sistemas de control del edificio para centralizarlos y automatizarlos.
  • Es flexibles para poder adaptarse a las nuevas tecnologías que van surgiendo.
  • Es respetuoso con el medio ambiente integrándose con el entorno en el que se ubica y apostando por el uso de energías alternativas.
  • Cuida la estética y el confort para garantizar el bienestar de sus habitantes.
  • Disminuye costes gracias a la reducción en el consumo energético, así como al uso de materiales más resistentes que alargan la vida útil del edificio.

Como se aprecia, son dos los principales pilares de los smart buildings: la integración de todos los sistemas del edificio y el ahorro energético. El primero se consigue gracias a las nuevas tecnologías como la domótica o la inmótica; mientras que el segundo se logra mediante el uso de nuevos sistemas energéticos como el SATE, las energías alternativas, etc. No hay que olvidar que, según la Plataforma PEP, el 40% de la energía total que se consume en las ciudades proviene de los edificios. Por eso, la reducción de esta cifra es esencial en un smart building.

 

smart building

 

Gestión de la eficiencia energética en un smart building

El concepto de smart building no es algo que solo se pueda aplicar a los edificios de obra nuevas, sino que también se puede implementar en edificios ya construidos mediante obras de rehabilitación. En el caso de los primeros la eficiencia energética se gestiona mediante nuevos sistemas como, por ejemplo, la tecnología BIM. Esta permite saber cómo se va a comportar un edificio ante determinados estímulos, pudiendo así adelantarse y optimizar su rendimiento.

En el caso de edificios ya construidos que se someten a una rehabilitación con el objetivo de mejorar su eficiencia energética, las soluciones son otras. Los sistemas de aislamiento térmico ofrecen muy buenos resultados en estos casos, ya que se trata de técnicas que reducen la pérdida de energía, reduciendo el consumo y haciendo que los edificios sean más eficiente.

Existen diferentes sistemas de aislamiento térmico, aunque estos son los más importantes:

  • Aislamiento exterior con fachada ventilada: es un sistema que consiste en fijar sobre la pared una capa aislante con estructura metálica. La capa aislante suele estar compuesta por lana mineral y puede ser rígida o semirígida, mientras que la estructura metálica soporta una hoja de protección que puede ser de vidrios, composite, etc.
  • Aislamiento de fachadas por inyección en cámara: es una solución económica en la que se inyecta espuma de poliuretano, lana mineral o celulosa como aislante interior en la cámara de aire de las paredes.
  • Aislamiento térmico interior: se realiza por el interior del edificio y para ello se emplea un trasdosado a partir de poliuretano expandido o lanas minerales. El revestimiento se realiza mediante placas de yeso laminado o ladrillos.
  • Aislamiento térmico exterior de fachadas: estos sistemas, más conocidos por sus siglas SATE, son una de las soluciones más eficientes y respetuosas con el edificio. Se trata de aplicar sobre la fachada  un revestimiento aislante formado por muchas capas y protegido por un mortero. En Pinturas Blatem contamos con nuestro propio sistema SATE conocido como Sateffic.
  • Aislamiento térmico exterior en cubiertas: estos sistemas sirven para aislar el edificio no por la fachada o el interior, sino a través de las terrazas, tejados o cubiertas. En Pinturas Blatem contamos con Blatem Elastem, una solución basada en una pintura especial que crea una membrana impermeabilizante sobre la superficie. Este sistema, además, tiene propiedades termorreflectantes que permiten transmitir menos calor al interior del edificio.

Los smart buildings son el futuro de las ciudades, por eso cada vez hay más soluciones disponibles en el mercado para transformar las viviendas en lugares más sostenibles y eficientes. Desde Pinturas Blatem llevamos muchos años focalizando nuestros esfuerzos en este sentido, por lo contamos con una amplia gama de soluciones a tu disposición. Ponte en contacto con nosotros e infórmate.